Consejos para evitar el cabello graso

27/08/2018 CAT1, CAT2, CAT3, CAT4, CAT5 0

El cabello graso es una condición incómoda bastante común. La sensación de perder el lavado rápidamente es realmente molesto y un problema que puede resultar difícil de resolver.

Aquí te presentamos algunas de las causas:

Lavado incorrecto. Los productos para la higiene que contienen químicos fuertes, aunque en primer momento pueden parecer beneficiosos, suelen ser contraproducentes para la piel y causar irritaciones, lo cual estimula la secreción de las glándulas sebáceas, responsables de la producción de grasa.

Genéticas u hormonas. Tener el cabello graso puede ser por razones hereditarias, así como por factores hormonales. Esto es común en ciertas etapas de la vida como el embarazo o la adolescencia, sin embargo, también puede tratarse de descontroles que deben ser evaluados por un especialista.

Tipo de cabello. El cabello muy fino y lacio es más propenso a padecer este problema debido a que absorbe menos grasa, de tal manera que la restante queda en la superficie del pelo.

Es importante acudir a un médico para determinar las razones y tratar adecuadamente esta condición, sin embargo, para evitar estos problemas existen algunos trucos que debes incluir en tu rutina diaria.

Evita el calor. Exponer tu cabello a más calor de empeorará la situación, de manera que si usas secador o plancha trata de no hacerlo con altas temperaturas.

Cepilla tu cabello solo después de lavarlo. Si cepillas tu cabello cuando está seco multiplicarás la grasa y pronto sentirá la sensación de que está sucio.

No toques tu cabello. Es posible que, sin darte cuenta, toques muchas veces al día tu cabello, dejando la grasa que producen las manos en el pelo.